La historia de las mujeres detrás de Foemi

¿De dónde viene?

La historia de las mujeres detrás de Foemi

Parte de un consumo consciente viene de la mano de saber de dónde viene lo que consumimos y quién lo hace. Esta es la razón de ser para esta sección, que busca contar las historias de las personas detrás de los productos que ofrecemos. En esta ocasión quería hablarles de Foemi.

 

 

Foemi es una empresa familiar que se especializa en crear toallas de tela y protectores diarios. Aunque hay todo un tabú relacionado a la menstruación, su discusión y sobre todo su manejo, es importante educar y crear opciones como esta que no sólo ayudan a la salud de las mujeres, sino que ayudan al bienestar de nuestro planeta.

 

 

En promedio una mujer puede desechar alrededor de 300 tampones y toallas sanitarias al año, que en el mejor de los casos son biodegradables y en el peor de los casos quedará en el planeta por miles de años.

 

¿Cuál es la realidad de las opciones biodegradables? Generalmente son hechas de algodón que consume 20 litros de agua por cada kg que luego debe ser procesado (gastando energía, consumiendo más agua y utilizando químicos)  y transportado (más dióxido de carbono) para ser utilizado unas horas y luego descartado. En la mayoría de los casos reutilizar es la mejor opción.

 

Foemi nos trae esa alternativa y aquí les dejo lo que fue la pequeña entrevista con ellas.

 

¿Cómo nació la idea?

 

Después de que Nela tuvo problemas de salud por el uso de toallas sanitarias desechables y cansada de generar tanto desecho, decidió buscar alternativas para su salud y poder ayudar el ambiente. Uso la copa menstrual por un tiempo, pero igual terminaba usando toallas porque a veces tenia fugas o sentía que su flujo era demasiado liviano como para usar copa, así que terminaba usando protectores diarios.

Buscó comprar toallas femeninas de tela en el país, al no encontrar le pidió ayuda a nuestra madre Ester para que se las hiciera.

La idea de Nela nos tenía un poco dudosas, pero después del diseño final de toallas y protectores, y usarlas por un tiempo, nos encantó el resultado. Decidimos venderlas para que más chicas puedan tener alternativas que ayuden al planeta y se conecte con su cuerpo.

 

¿Cómo ha sido el proceso de diseño y manufactura para llegar a lo que es hoy Foemi?

 

Diseño de toalla antes y después

Primero investigamos bastante sobre marcas de toallas en otros países, tipos de telas, experiencias, diseños, tesis, artículos científicos y demás información respecto al tema, tanto de toallas desechables como de reutilizables.

Iniciamos haciendo protectores diarios, principalmente porque Nela los quería para acompañar la copa menstrual, y después surgió la idea de las toallas sanitarias.

Fue un proceso de prueba y error, y al usarlas verificar los detalles como la capacidad de absorción, comodidad, calidad de telas, facilidad de limpieza, tamaños, formas, etc. Siempre pensando en el beneficio de la salud, y que no hubiera químicos, desechos innecesarios y otras variables que afectan al ambiente.

Por ejemplo, iniciamos usando broches de metal que con el tiempo notamos que después de varias lavadas se oxidan y manchaban la tela. Por lo cual los cambiamos por los broches plásticos.

Cuando llegamos al diseño con el que más estábamos a gusto, las utilizamos nosotras, amigas y familiares por un tiempo de prueba y al tener respuesta positiva decidimos lanzarlas al mercado para que más chicas se vieran beneficiadas

 

¿Cuáles son los beneficios de utilizar una toalla de tela?

 

  • Son saludables: A diferencia de las toallas desechables no te puede causar irritaciones o alergias, porque están libre de químicos o aromas sintéticos.
  • Comodidad: Por su diseño anatómico al estar en contacto con la piel se sienten más cómodas y frescas que las desechables porque no usamos plástico.
  • Excelente alternativa amigable con el ambiente: una mujer puede utilizar alrededor de 15000 toallas sanitarias desechables (sin tomar en cuenta los protectores diarios) y su plástico puede durar más muchos años en degradarse. Imagínate la cantidad de basura que puede generar solo una mujer. Nuestras toallas son reutilizables y tienen una duración aproximada de 3 años.
  • Fáciles de lavar: igual que tu ropa interior.
  • Periodos felices: Hay resultados de chicas que, al cambiar de toallas desechables a tela, notan disminución de dolores de vientre, menor cantidad de días con la menstruación, y tienen un contacto consiente con su cuerpo. Evitan alergias, irritaciones o infecciones.
  • Te ahorras dinero: Comprar toallas reutilizables es una inversión, y no un gasto continuo cada mes.

 

¿Cuáles son los mitos con respecto a la utilización de toallas de tela y la realidad de la situación?

El comercio nos ha hecho creer que la menstruación es algo “sucio”, creando una dependencia a los productos desechables y de limpieza. Por lo que reutilizar una toalla sanitaria suena como una idea poco higiénica y poco saludable.

Por el contrario, las toallas reutilizables de telas son más saludables e higiénicas, debido a que no poseen químicos que alteran el pH vaginal, no poseen plásticos que calienten, ni contienen compuestos que retienen humedad, por lo que no generan irritaciones o infecciones.

 

¿Cuáles son los cuidados de las toallas de tela?

Los cuidados son más fáciles de lo que usualmente las personas creen, recomendamos lavarlas o dejar reposar en agua el mismo día que se usaron para que sea aún más fácil limpiarlas.

  • No es necesario usar jabón y en caso de usarlo, usar mayor cantidad de agua y jabón preferiblemente neutro.
  • Después de dejarlas reposar, se enjuagan y escurren, lo cual no te tomara más de 5 minutos.
  • Puedes meterlas a la lavadora, secadora o al aire libre igual que la ropa interior.
  • No se debe usar agua caliente, blanqueadores, suavizante o aplanchar porque puede afectar la capacidad de absorbencia del material.

 

¿Cuáles son sus objetivos para el futuro?

 

Desde el inicio nuestro objetivo ha sido brindar a todas las mujeres alternativas menstruales saludables, ecológicas y económicas.  Queremos ayudar a disminuir los desechos causados por los productos menstruales desechables y al mismo tiempo lograr que las mujeres vean el ciclo menstrual como algo positivo y eliminar los tabúes que existen sobre el ciclo menstrual.

A futuro nos encantaría contribuir con nuestros productos y charlas a comunidades de bajos recursos, ya que deseamos que nuestras toallas sean accesibles para todas las mujeres.

¿Comentarios, dudas? Me pueden escribir a info@granerostore.com

Leave us a comment